Practico taekwondo gracias a mi padre: Williams Córdova Hernández

70

Ciudad Juárez, Chihuahua a 17 de junio de 2018 (CONADE).- El Taekwondo lo llevo en la sangre. Tengo una meta muy importante en la vida, ser mejor que mi papá, es muy difícil superarlo, pero con esfuerzo y tenacidad podré lograrlo, dijo Williams Córdova Hernández, quien participó en la Olimpiada Nacional y Nacional Juvenil 2018, representando al estado de Puebla.

Dijo que se siente orgulloso de su padre, Williams de Jesús Córdova Santamaría, que a los 20 años de edad ganó medalla de oro en los Juegos Olímpicos de Barcelona en 1992, además, es considerado como el competidor que revolucionó el taekwondo en México.

De tan solo 15 años de edad, es ganador de varias medallas en este deporte, y destacó que es un orgullo representar a su estado, pero ante todo, reconoce mucho la participación de su entrenador y padre a la vez, por inculcarle esta disciplina desde los cuatro años de edad.

Al hablar de la Olimpiada Nacional, agradeció que continúen este tipo de competencias, ya que les permite enfrentarse con los mejores atletas del país, porque de aquí salen los futuros atletas que nos representarán en Juegos Olímpicos. “He asistido a cuatro Olimpiadas y en todas he ganado medallas”, informó.

Al término de la competencia de grupo, en donde obtuvo medalla de plata, el taekwondoin afirmó que su padre siempre está con él en todos los combates, porque le da mucha seguridad. “Hay veces que siento la presión porque porto el apellido de un gran atleta, porque fue campeón olímpico y eso me motiva para llegar a ser mejor que mi padre”, comentó.

Señaló que uno de sus sueños es participar en Juegos Olímpicos, debido a que el taekwondo lo lleva en la sangre porque mis papás lo practican desde jóvenes y los dos fueron seleccionados nacionales. Además, este deporte tiene muchas cualidades y satisfacciones, por eso lo práctico.

“Cuando salgo a competir me concentro al máximo para dar lo mejor de mí, ya que no hay rival pequeño; me mentalizo para obtener la victoria y sueño siempre en ganar, es por ello que antes de pelear trabajo en lo que voy hacer y me imagino dar lo mejor de mí en un combate. Están son las enseñanzas de mi papá”, lo afirmó con una sonrisa que demuestra su seguridad.

No descarto en representar a México en los Juegos Olímpicos, y el día que lo haga se me pondrá la “piel chinita” por la emoción, manifestó el joven deportista.

Por otra parte, el padre y entrenador de Williams Córdova Hernández fue campeón olímpico en Barcelona 1992, campeón centroamericano, panamericano, de la copa del mundo, por equipos a nivel mundial y capitán del equipo de México por muchos años.

“Soy un papá muy orgulloso porque es un niño sano que se dedica al deporte y a la competencia de alto rendimiento, ya que es el camino de tener un mundo mejor como mexicanos, de luchar siempre con el espíritu de competitividad”.

Dijo que los nervios son fuertes cuando su hijo está en combate, “pero más que nervios es la emoción de sentirme vivo dentro de él, el poderme sentir que en ese momento estamos compitiendo juntos, me llena de orgullo y le deseo siempre lo mejor”, concluyó.

Deja un comentario

Font Resize
Modo contraste