Calendario

Jefe Delegacionarl de Tlahuac entrega ante la ALDF, proyecto de presupuesto 2018

Redacción SinBaches.- El Jefe Delegacional en Tláhuac, Rigoberto Salgado Vázquez, presentó el Proyecto de Presupuesto para el Ejercicio Fiscal 2018, el cual es de mil 566 millones de pesos, donde destinará parte importante del mismo para la reconstrucción de la demarcación, una de las más afectadas por el sismo del 19 de septiembre.

Al hacer entrega del informe, el cual fue recibido por el presidente de la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal, Mauricio Toledo, el delegado exhortó a los diputados a sensibilizarse con la situación que se vive en Tláhuac, donde miles de personas perdieron parte de su patrimonio.

Detalló que el total de presupuesto aprobado en materia de obras, será destinado para la reconstrucción de Tláhuac, además de 50 millones de pesos para la rehabilitación de escuelas.

“Tláhuac fue una de las zonas más afectadas por el sismo, por ello apostamos a la sensibilidad de los diputados para poder invertir en el rescate de viviendas y también de la red de agua potable, la cual sufrió daños considerables”, externó el funcionario.

Puntualizó que actualmente son más de seis mil viviendas afectadas, de las cuales mil 350 presentan daños irreparables, y una de las colonias más perjudicadas fue la Del Mar; en este contexto, explicó que se firmó un convenio de colaboración con la Facultad de Ingeniería de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), en el cual se determinará si en las zonas afectadas se puede volver a edificar vivienda, y en caso de no ser así, se buscará la manera de comprar esos terrenos y utilizarlos para otros fines.

“Tenemos mil 350 viviendas que son inhabitables, de ahí tenemos que identificar cuál es el suelo que ya no es habitable, para ello y de acuerdo con los resultados, buscaremos el apoyo de la Asamblea, para que nos autorice recursos y poder comprar esos predios y que la gente pueda volver a iniciar su patrimonio donde las condiciones sean idóneas y utilizar esos terrenos en obras en beneficio de la comunidad”, recalcó el funcionario.

Señaló que hasta el momento se han confirmado ocho viviendas que ya no podrán ser reconstruidas en esa zona, y se buscará adquirir esos predios para que los afectados puedan tener otras opciones.

Explicó que el convenio con la UNAM se trata de un protocolo multidisciplinario, que tiene que ver con cuestiones de geofísica y geología, el cual trabajarán durante un año para zonas que han sido afectadas de manera histórica con grietas, como son la colonia Del Mar, el pueblo de Tlaltenco, San Juan Ixtayopan y Mixquic, donde el estudio determinará en qué condiciones se encuentra la zona y así poder realizar las acciones correspondientes.

El funcionario delegacional reconoció que se ha trabajado de la mano con el gobierno federal a través de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (SEDATU), con quienes se han levantado los censos correspondientes y se han entregado los apoyos.

Recordó que el sismo tuvo distintos momentos, pero la crisis mayor fue los primeros quince días con la suspensión total del suministro de agua y del servicio eléctrico, situación que se fue regularizando pero a su vez, dejó daños importantes y costosos, tal es el caso de la red de drenaje y agua potable, misma que requiere la sustitución total, así como la repavimentación, dando un total de 5 mil millones de pesos.

“Escuchamos con agrado que el gobierno de la ciudad pretende invertir más de mil millones de pesos en Tláhuac, situación que celebramos. Informo que hemos ido recuperando calles llenas de cascajo y vialidades colapsadas, pero también nos enfrentamos al problema de la desinformación, pero ahora la gente tiene información basadas en estudios serios y no en una opinión basada sin sustentos”, manifestó.

Por lo anterior indicó el gobierno delegacional hizo el planteamiento a la Asamblea y al gobierno central sobre la necesidad de sustituir 500 kilómetros linéales de la red de drenaje y agua potable y su repavimentación, la cual costaría 5 mil millones de pesos.

“A través de la Secretaría de Gobierno, ellos hacen el planteamiento de cuáles son los recursos que se necesitan para la reconstrucción, y nosotros respondemos que son 5 mil millones de pesos para la sustitución de 500 kilómetros linéales de la red de drenaje y agua potable y su repavimentación”, subrayó el funcionario.

Por último el delegado reiteró que esperarán el resultado del estudio de la UNAM, y así determinar el número de viviendas que ya no podrán ser reconstruidas en la zona y poder así solicitar el apoyo financiero para la adquisición de los terrenos.

“No quiero especular sobre cuánto se les dará a los vecinos por sus terrenos, primero tenemos que conocer el resultado del estudio de la UNAM y de ahí comenzar a trabajar con los afectados y llegar a un acuerdo sobre el precio de sus terrenos”, concluyó.

Category : Gobiernos and tagged , , .
« »