Expresa López Obrador: “yo no hago pactos en lo oscurito”

9

Uruapan, Michoacán, 08 de junio de 2018.-   Andrés Manuel López Obrador rechazó que tenga un pacto con Enrique Peña Nieto y expresó: “porque yo no hago pactos en lo oscurito, yo siempre planteó mis cosas de manera abierta en las plazas públicos, no tengo yo ningún acuerdo, ningún pacto, lo que pasa es que ya no ve lo duro, sino lo tupido”.

Denunció que todavía se hacen las llamadas telefónicas, denostándolo, es una campaña montada que cuesta muchísimo dinero para hablar a millones de teléfonos.

Por eso, recordó, ayer dijo que sería bueno que investigará el INE y agregó que lo hiciera también Tribunal Electoral que se informe, no es difícil saber quién está pagando esa campaña, quién lo está haciendo, porque la mayor parte del sistema lo tiene Telcel, entonces es seguirle la pista a Telcel.

Sobre que el INE ya inició una investigación sobre las llamadas en su contra, López Obrador comentó que bien, pero espera resultados para que no sigan con la guerra sucia.

A la pregunta de los reporteros qué si hay un respaldo a la candidatura de José Manuel Mireles, aunque es cuestionado que viola derechos, López Obrador respondió que ya se ve en el Tribunal Electoral y el doctor Mireles es “nuestro candidato”.

Sobre que el antiguo candidato alega violaciones durante la designación de la candidatura, el candidato a la Presidencia comentó que eso lo resuelve la autoridad competente, si no es el ministerio público en lo electoral, lo resuelven los órganos electorales estatales o federales, pero no se pueden hacer juicios descalificando a nadie.

Sobre que el tema de Anaya, si no cree que el gobierno esté utilizando las instituciones para afectarlo, López Obrador manifestó que hicieron algún boletín con la Procuraduría, esto hay que investigar a ver quién y se tiene que investigar a ver quién habla por teléfono “en contra mía”.

A la pregunta de los reporteros sobre dónde hará su cierra, el candidato presidencial expresó que el cierre de su campaña será en el Estadio Azteca y habrá un festival artístico, pero todavía no tiene el repertorio de los artistas, porque se está confirmando compromisos, se habla con los artistas y espera que hoy en la tarde se resuelva.

.

Sobre el cuestionamiento qué si es el candidato de Televisa, López Obrador respondió que es el candidato del pueblo de México, “mi único amo es el pueblo de México”.

A la pregunta de los reporteros qué si ya no se siente atacado por Televisa, el candidato a la Presidencia de la República contestó que no y agregó que no se siente atacado ni por Televisa, ni por Milenio, ni le ataca Azteca, ni Reforma, ni Proceso, ni El Universal, ni la Jornada, porque los medios de comunicación actúan con mucho profesionalismo.

Reconoció que en esta campaña, los medios de información han actuado con objetividad, pluralidad, no actuaron de manera tendenciosa, muy distinto de lo que pasó en el 2006 y en el 2012.

Prosiguió que se debe a que los ciudadanos, la sociedad quieren mejor información y se debe a un factor “a las benditas redes sociales”, es que antes no había el fenómeno de la comunicación que son las redes sociales y esto ayuda a que haya más equilibrio.

A la pregunta de los reporteros qué si confía en el INE, López Obrador respondió que confía en los ciudadanos, va a esperar.

En Uruapan, Michoacán, Andrés Manuel López Obrador comentó que no seguirá con la estrategia fallida de querer enfrentar el problema de la violencia con la violencia, “llevan más de diez años con esa estrategia y miren cómo está nuestro país, mucha violencia, 75 homicidios diarios”.

Recordó que Felipe Calderón llegó a Uruapan en los primeros días de su gobierno, porque quería legitimarse, venía vestido de militar con un chaleco que le quedaba grande, parecía “el comandante Borolas” y llegó por carretera a Apatzingán, ahí realizó un acto donde le declaró la guerra al narcotráfico, le pegó un garrotazo a lo tonto al avispero.

“Miren en lo que nos metió, desde entonces 230 mil muertos en el país, oficialmente 36 mil desaparecidos, cifra oficial, más de un millón de víctimas de la violencia, no vamos a seguir con esa estrategia, vamos a atender las causas que originaron el problema, no se puede apagar el fuego con el fuego, no se puede enfrentar el mal con el mal, el mal hay que enfrentarlo haciendo el bien”, dijo.

Expresó que sí hay producción, hay trabajo y se atiende a los jóvenes se serenará a Michoacán y al país, esa es la nueva estrategia, nada del uso de la fuerza, nada de masacres y manifestó que será el Presidente de México y de conformidad con la Constitución y la ley será el comandante supremo de las Fuerzas Armadas, pero nunca dará la orden de que se reprima al pueblo de México.

“Vamos a conseguir la paz entre todos, voy a ganar el día primero, dentro de 23 días”, dijo al adelantar que antes de tomar posesión, en ese periodo, convocará a: religiosos, defensores de derechos humanos, a la Organización de las Naciones Unidas, para analizar el problema de la violencia en México y conjuntamente se llevará a cabo un plan para pacificar al país, eso se lo han pedido.

“Se tiene que garantizar la paz con justicia y bienestar”, indicó al comentar que se tiene que atender a los jóvenes, porque hay 16 millones de jóvenes en la pobreza, quienes son tentados fácilmente a tomar el camino de la delincuencia, porque se les ha dado la espalda y se les canceló el futuro.

Aseguró que “nunca más se va a abandonar a los jóvenes, nunca más vamos a abandonar al pueblo en sus demandas, en sus necesidades, vamos a establecer un estado de bienestar, que el mexicano tenga seguridad, tenga protección desde que hace hasta que muere, desde la cuna hasta la tumba, así habrá paz y tranquilidad”.

Expresó que está convencido que la mejor forma de enfrentar la inseguridad y la violencia es combatiendo la pobreza.

Tanto en Uruapan, como en Apatzingán, Michoacán, Andrés Manuel López Obrador pidió tener confianza a los michoacanos, porque no les va a fallar.

Planteó que “no soy igual a los políticos ambiciosos que solamente busca el cargo para sacar el provecho personal, nunca me ha interesado el poder por el poder, nunca me ha interesado el dinero, el poder es humildad, el poder solo tiene sentido y se convierte en virtud cuando se pone al servicio de los demás”.

Se comprometió a cumplir con sus compromisos, no los traicionará por tres razones: primero, porque tiene convicciones e ideales; segundo, tiene una ambición legítima que quiere pasar a la historia como un buen presidente de México y tercero, ya que se someterá a la revocación del mandato a los tres años del sexenio.

Subrayó que será solo seis años, porque es partidario del lema: “sufragio efectivo, no reelección”, pero con los seis años le alcanzará el tiempo para llevar a cabo la transformación que necesita el país y se limpiará de corrupción a México, desde los primeros días del nuevo gobierno se iniciará el combate en contra de la corrupción.

En el nuevo gobierno, dijo, habrá cero corrupción, cero impunidad, trátese de quien se trate, y con el combate a la corrupción se ahorrará lo que actualmente se roban los políticos corruptos: 50 mil millones de pesos.

Comentó que por eso no está preocupado, porque está a 23 días de la elección presidencial, tiene 26 puntos arriba en las preferencias electorales y sabe que hay dinero, que hay presupuesto, actualmente se lo roban, pero ya no se permitirá.

Sostuvo que por eso habrá presupuesto, no habrá gasolinazos, ni habrá necesidad, se ahorrará, porque no se permitirá la corrupción y se reunirá otra cantidad de dinero importante, porque se cortará todo el copete de privilegios que hay en el gobierno, se terminarán todos los lujos en el gobierno, ni habrá sueldos de 650 mil pesos mensuales como los que tienen los ministros de la Corte.

Se bajarán los sueldos de los altos funcionarios públicos y pondrá el ejemplo, porque ganará menos de la mitad de lo que gana Enrique Peña Nieto sin compensaciones y se cumplirá con el artículo 127 de la Constitución que a la letra dice que ningún funcionario puede ganar más que el Presidente de la República.

Manifestó que se bajará el sueldo de los de arriba, porque se aumentarán los sueldos de los de abajo, ganarán más los maestros, las enfermeras, los médicos, los que trabajan en el servicio de limpia, los policías, los saldados, los marinos, los que trabajan el servicio del Estado.

Comentó que sus adversarios dicen que esta medida es populismo, “si bajar el sueldo de los de arriba y es aumentar el sueldo de los de abajo es populista, que me apunten en la lista, me tiene sin cuidado, eso es justicia laboral, que hace falta”.

Manifestó que no vivirá Los Pinos y recordó que esa casa, cuando todavía esa zona estaba despoblada, fue construida por el general Lázaro Cárdenas del Río, porque no quiso vivir en el Castillo de Chapultepec, compraron ese terreno, le pusieron Los Pinos para recordar a Michoacán.

Después, detalló, esa casa convertida en residencia oficial se echó a perder y esa casa está embrujada, no se irá vivir ahí, porque ahí espantan, “aparece el chupacabras”

Desde Uruapan, Michoacán, López Obrador adelantó que Los Pinos pasarán a formar parte del Bosque de Chapultepec para que sea un espacio cultural y el cual llevará el nombre del general Cárdenas y de doña Amalia Solórzano de Cárdenas.

Dio a conocer que en Michoacán habrá un programa para sembrar 100 mil hectáreas de árboles frutales y maderables, y con ello se crearán 40 mil empleos, serán permanentes en los seis años de su mandato.

A los maestros, el candidato a la Presidencia de México dijo que se cancelará la mal llamada reforma educativa y se dejará de privatizar los bienes del pueblo, de la nación, no se privatizará el agua, ni el ISSSTE, se mejorarán los servicios públicos y se aumentará, desde diciembre, la pensión para adultos mayores, es decir, se entregarán mil 500 pesos mensuales.

Manifestó que llegando al gobierno reeditará el escrito de José María Morelos y Pavón “Los sentimientos de la Nación” que es un plan vigente y por eso lucha.

Sostuvo que millones de mexicanos llevarán a cabo la cuarta transformación de la vida pública de México, no es una elección como las que ha habido, será una transformación pacífica y profunda igual que La Independencia, La Reforma y La Revolución de 1910.

Pidió que voten parejo por los candidatos de la coalición “Juntos haremos historia” y explicó que no ayuda el voto dividido, porque se necesita ganar la Presidencia y tener mayoría en la Cámara de Diputados, el Senado de la República y de autoridades locales para coordinarse bien.

En Uruapan, Michoacán, Andrés Manuel López Obrador manifestó que le dio gusto encontrarse con el doctor José Manuel Mireles.

Y se comprometió a regresar como presidente electo para traer el plan de desarrollo para Uruapan para decir cuánto se invertirá en la región y regresará cada seis meses para evaluar el plan.

Más tarde estuvo en Lázaro Cárdenas, Michoacán y Zihuatanejo, Guerrero. Para mañana, visitará Pichucalco, Bochil y Villa Flores, Chiapas.

Leave a Reply